“(…) En la década de 1970 muchas mujeres se convirtieron en miembros activos del FSLN y se integraron en la guerra de guerrillas. Más del 30% de los combatientes armados eran mujeres. Las primeras mujeres se unieron a mediados de la década de 1960 y en 1979 había miles de mujeres ya en la guerrilla. Algunas de estas mujeres se convirtieron en oficiales de las unidades del FSLN.

Además de las mujeres combatientes, muchas otras eran colaboradoras, apoyando activamente a la guerrilla con el suministro de alimentos, medicinas y casas de seguridad, ocultando armas y llevando mensajes. Estas actividades también eran muy peligrosos y muchas de estas mujeres simpatizantes del FSLN fueron torturadas y asesinadas por el régimen.

En julio de 1979 el régimen de Somoza fue derrocado, siendo creado un nuevo gobierno encabezado por el FSLN. La mayoría de las mujeres se desmovilizaron, aunque mucha tomaron posiciones civiles en el nuevo gobierno. Pero a medida que se creó el Ejército Popular Sandinista, fueron bastantes las mujeres que decidieron quedarse en el ejército. En 1980 alrededor del 6% de los oficiales y el 40% de los soldados eran mujeres (…).

Fragmento del artículo “Women during the Sandinista Revolution”, publicado en mujersandinista.wordpress.com

En la foto: mujer combatiente de Nicaragua con AK-47 al hombro. 1984

 

Anuncios